Lean! Leer no engorda! Leer es deporte!

Texto en pro de “LEER como el recurso renovable de los seres humanos”.

Un acierto importante de la autora es que insiste en dos principios fundamentales: ¿a quién se dirige el documento? y ¿qué se busca lograr con él? Organizado en dos partes, el libro aborda, en la primera, aspectos de redacción y estilo, en tanto que la segunda se centra en la edición, tanto en publicaciones impresas como electrónicas. Aunque la obra de Billingham proporciona buenos y suficientes elementos para quien se inicia en la edición y corrección de textos, adolece de confusión de conceptos y repetición de ciertas creencias que a fuerza de reiterarse se han vuelto máximas a seguir. Uno de ellos es la consigna de emplear oraciones cortas, las cuales, si bien son más fáciles de entender que las oraciones compuestas y “largas”, también pueden ocasionar monotonía y desinterés en el lector, como se ha demostrado en estudios de legibilidad lingüística. Algo similar ocurre con la idea de que “los documentos largos y sin títulos son difíciles de leer y comprender”, aserto que, presentado con tal contundencia, soslaya el hecho de que la presencia o ausencia de intertítulos responde a la organización estructural del texto y a las posibilidades de articulación lógica que brinda el tema, a partir de las cuales se elige un determinado desarrollo expositivo.

las frases largas formadas por oraciones compuestas “son útiles para presentar ideas o elementos que están estrechamente relacionados” o “para ganar precisión”. Aun cuando él prefiere, como principio general, la oración corta, matiza y contextualiza el asunto al incluir la opinión al respecto de diversos estudiosos del tema.

Mi narración preferida del libro es “El salto”, en el que asistimos al desenlace de Alvis Vitolins, un brillante ajedrecista letón que terminó sus días arrojándose desde un puente sobre el río Gauja. A la postre, el lector cae en la cuenta de que estas semblanzas bosquejan un mural más amplio: el esplendor y la tragedia del ajedrez soviético.

Contrasta con el referido criterio arcaico el enfoque —muy al día— de la tipología textual, donde se proporciona al lector buenas explicaciones y modelos de las cuatro prosas textuales básicas, a saber, narración, descripción, exposición y argumentación, complementadas con las de diálogo y epístola. Tales capítulos van precedidos por otros dedicados a la ortografía, la corrección idiomática y la redacción. También incluye lo relativo a textos profesionales, administrativos, académicos y de opinión.

http://hojaporhoja.com.mx/articulo.php?identificador=6583&numero=127

http://hojaporhoja.com.mx/articulo.php?identificador=6580&numero=127

2 thoughts on “Lean! Leer no engorda! Leer es deporte!

  1. Hola he creado un blog llamado maratonman34 que creo que te enganchara,ya me diras….

    Feliz 2008 y que todo te vaya muy bien en este año.

    Un saludo.

    maratonman34

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s